Misión de Observación Electoral de la OEA en Perú presenta informe preliminar


 Misión de Observación Electoral de la OEA en Perú presenta informe preliminar

La Misión de Observación Electoral (MOE) de la OEA en Perú (OEA), encabezada por el ex canciller de Paraguay Rubén Ramírez Lezcano, se ha mantenido en el terreno tras la segunda vuelta celebrada el domingo 6 de junio, con el objetivo de dar seguimiento puntual a la etapa post electoral y sostener diversas reuniones con autoridades electorales y de gobierno, así como con actores políticos relevantes.

La Misión fue recibida ayer por el Presidente de la República, Francisco Sagasti, para dialogar acerca del trabajo de observación realizado en el Perú, y sostuvo encuentros con el presidente del Jurado Nacional de Elecciones (JNE), Jorge Luis Salas Arenas, y con el Jefe de la Oficina Nacional de Procesos Electorales (ONPE), Piero Corvetto, para recoger su balance respecto al proceso electoral y el avance en el procesamiento de actas.

Además, la Misión se reunió con la candidata por el partido Fuerza Popular, Keiko Fujimori, y con el candidato de Perú Libre, Pedro Castillo. En estos encuentros la Misión escuchó las impresiones de las fuerzas políticas y habló del despliegue llevado a cabo para analizar de manera integral los comicios.

La Misión destaca la coincidencia de ambas candidaturas de no proclamarse ganadores hasta que se hayan resuelto todas las impugnaciones, de respetar las garantías del proceso y la institucionalidad electoral peruana, y de reconocer el resultado electoral una vez desahogada la fase jurisdiccional de la elección.

En todos los encuentros, la MOE/OEA ha expresado que observó un proceso electoral positivo, en el que se registraron mejoras sustantivas entre la primera y segunda vuelta. Asimismo, que la Misión no ha detectado graves irregularidades.

Las apreciaciones de la Misión, así como las recomendaciones encaminadas a fortalecer los procesos democráticos peruanos, se encuentran contenidas en el informe preliminar disponible aquí.

La Misión confía en que las autoridades electorales continuarán llevando a cabo el trabajo serio y profesional que han realizado hasta ahora. Asimismo, hace votos para que se den a todos los actores políticos las garantías necesarias de un proceso democrático, que se desahoguen con apego a derecho los recursos presentados y que, una vez concluida esa etapa, se reconozca y respete la voluntad popular.

La Misión mantendrá en el territorio peruano un equipo técnico que continuará dando seguimiento al proceso hasta su conclusión.

Publicar un comentario

0 Comentarios