Hosneara está protegiendo a su comunidad de COVID-19

 

“No puedo expresar lo feliz que me siento cada vez que veo a los niños con las máscaras que he cosido!”

Hosneara utiliza sus habilidades en sastrería, bordado a mano y costura, para mantener a su comunidad sana durante la pandemia.

Hosneara enseña a fabricar mascarillas a las adolescentes de las clases de formación profesional del Centro Polivalente para Niños y Adolescentes (MCAC) gestionado por el JRS y Cáritas Bangladesh en Cox's Bazar, y juntas están distribuyendo cientos de mascarillas a los niños del campamento.

El voluntariado remunerado en el MCAC proporcionó a Hoseara estabilidad financiera y así pudo comprar su propia máquina de coser para atender las necesidades de su familia mientras servía a su comunidad.


"Deseo seguir trabajando en el proyecto MCAC, donde encuentro paz y alegría en mi trabajo".

A pesar de estar afectadas por anteriores y persistentes injusticias, mujeres rohingya como Hosneara se han convertido en las primeras en responder a la COVID-19.

El JRS y Cáritas Bangladesh les están proporcionando un espacio seguro y oportunidades para fomentar su liderazgo.
A menudo oímos cosas sobre refugiados y otras personas desplazadas por la fuerza, pero rara vez llegamos a conocerles a ellos o a sus historias. En el JRS nos hemos comprometido a amplificar las voces de las personas a las que servimos, pero necesitamos su ayuda para compartir sus historias y sensibilizar sobre el desplazamiento.
LEA Y COMPARTA LAS HISTORIAS DE LOS REFUGIADOS

Publicar un comentario

0 Comentarios