"El cambio que también necesitamos"

 "El cambio que también necesitamos"



La República Dominicana ha sido gobernado los últimos 40 años por un conjunto de partidos que han envejecido en el tiempo, de cuerpos, de ideas y de propósitos, es decir están desactualizados.

La mayoría de ellos, sino todos, son los responsables de la crisis social ,política y económica que ha tenido que resistir estoica y valientemente el pueblo dominicano.

Vivimos el inicio del Siglo 21 donde las cosas han ido cambiando y los partidos políticos dominicanos- no se han dado cuenta-.

Por ejemplo en la República Dominicana han ocurrido cambios sociales,en la aptitud y actitud de la gente,en la forma de pensar, un fenómeno que han ignorado los partidos políticos.

Está en proceso, una nueva ciudadanía, más pendiente y más empoderada del manejo de la política, de sus resultados y de lo que pasa a su alrededor. Tenemos ciudadanos mas exigentes y mas críticos,mas alertas y proactivos,al menos desde la clase media alta y media hacia arriba,la que ha podido alfabetizarse,mejorar conocimientos y avanzar,es menos tolerante con el fracaso y las indelicadezas e inconductas políticas,diferente a como era hace 40 años.

Hay una clase media baja y media e intelectual que no está dispuesta a soportarle mas a los partidos políticos más fracasos, ni que le roben Su futuro.

La clase media e intelectual de este tiempo, quiere ver una política decente y confiable, y eso mismo quiere ver en los gobiernos.

Los partidos políticos que han gobernado, se han acostumbrado a ver el Estado como un botín tal y como dijo recientemente el presidente Luis Abinader. Para los partidos que ganan elecciones,el Estado es donde pueden enviar a su militancia,calificada o no calificada en su mayoría a "resolver" con una "botella y un cheque del Presupuesto Nacional olvidando que el Estado es "una empresa social de servicios" y que debe ser este,cualificado y de calidad para que le sirva a la población que lo financia con sus impuestos.

Es el momento, de que los -partidos viejos- que han llegado al gobierno y mantienen los mismos métodos de los últimos 40 años para hacer política y ejercer el gobierno,piensen en renovar esos conceptos y actualizarse.

Llenar de partidarios la "nómina pública" ha sido replicado por cada uno de los partidos que han gobernado,convirtiendo el "Servicio Público",en una basura y una maquinaria de deficiencia y corrupción.

Esa nómina pública está construida por gente con diferentes actitudes y capacidades. Pero Generalmente son "clientes políticos" sin entrenamiento salidos del partido político que ha ganado las elecciones, y que no le agregan ningún valor, ninguna calidad al -servicio público- sino simplemente un medio de cobrar un cheque y sostenerse y algunos de aprovecharse de las debilidades del sistema para cometer actos de corrupción y enriquecerse ilícitamente basados en el Presupuesto Nacional. En eso,todos han sido culpables,y sin un régimen de consecuencias.

Por eso y otros factores,la gestión pública no ha dado resultados,y no es confiable para la población,que no puede medir la eficiencia en correspondencia con su sacrificio impositivo.Por eso se hace mas difícil,que la gente le guste pagar impuestos, y una mayoría los evade,pues lo ve como "un desperdicio" y no como un aporte a la estabilidad y la marcha del Estado..

Así nos hemos pasado un largo período de la vida política Dominicana sin que los partidos, se hagan una auto crítica, pasen un balance a su ejercicio de gobierno y se dispongan a -cambiar - lo que no funcionado y nos perjudica a todos.

Es tiempo de que los partidos políticos comprendan que no pueden seguir la simple tarea de llenar la nómina pública de servidores que no le agregan calidad ni eficiencia al servicio público.

Es tiempo de que entiendan que se necesita -gerencia en la política dominicana - para mejores resultados. Deberíamos reclamar para la nómina pública requisitos parecidos a cómo hace el sector privado, que busca calidad y cualidad en el solicitante que le lleva el currículum vitae.

De que al menos tengamos un servicio público eficiente ,decente, confiable y con valor agregado que satisfaga la demanda de la población, y eso sólo se logra subiendo los requisitos para Acceder al puesto público. No deberíamos tener una nómina llena de gente que no cumple ninguna función, que sirve para nada en el servicio público, mientras se lleva un cheque qué tenemos que pagar por la vía del presupuesto y de los impuestos los dominicanos que trabajan y no están en la nómina pública.

Tener servidores entrenados, preparados, con vocación de servicio, eficientes al frente de la cosa pública es una garantía para que mantengamos como muchos desean, la carrera del servicio civil y administrativo. Eso no se puede lograr teniendo las nóminas y construyendo nominillas secretas llenas de militantes del partido político que ha ganado las elecciones, muchos de los cuales, son simples ignorantes y analfabetos.

Corregir ese vicio político de larga Data pudiera ser también uno de -esos cambios que también necesitamos-.

Publicar un comentario

0 Comentarios