GÉNESIS DE UNA QUISQUEYA POTENCIA


GÉNESIS DE UNA QUISQUEYA POTENCIA
Por Milton Olivo
Tuve la dicha de nacer en Sabana Grande de Boya, un pequeño pueblo cañero ubicado a la sombra del Parque Nacional de los Haitises y la Sierra de Yamasa. Causa de su temperatura maravillosa casi todo el año, especie de Jarabacoa en el corazón de la patria. De personas simples, nobles, trabajadoras y fanáticas de las fiestas. Es la zona, donde más día llueve en el año en el país. Área donde se encuentran los ríos Boya, Barracote, Yuna, Payabo, Los Cocos, Naranjo, los Caños, Cabirma y otros. Y entre los municipios de Monte Plata, Bayaguana y Yamasa.
Quizás por el lugar donde nací, me gustan los días nublados, las conversaciones inteligentes que me hacen pensar. Y me encantan las personas con buen humor. Y soy de los que creo, que los humanos; “somos seres espirituales eternos, viviendo una corta experiencia como humanos. Que los demás son mis hermanos espirituales. Y que el sentido de la existencia es evolucionar espiritualmente. Que la miseria es el mayor obstáculo para la evolución. Y que la política y el poder son las herramientas para eliminar la miseria. Y que mis hermanos, sin ese obstáculos, puedan evolucionar”.
Sabana Grande de Boya es un pueblo, ubicado entre los Yucateques (pueblos Tainos) de Gonzalo y Boya; donde descansan los retos del legendario Cacique Enriquillo. Y los abuelos comentan los horrores de la conquista. Llegué al mundo 25 días antes del golpe de Estado contra el profesor Juan Bosch. En mi época de secundaria fui dirigente de la Unión Nacional de Estudiantes Revolucionarios –UNER-, en el liceo local, ahí compartí la dirección con Eduardo Ponciano, Aurelio Moreno, Rafael Zapata y otros.
Mi sueño dorado de niño, era, ser agrónomo para poder ayudar en erradicar el hambre en el país. Hoy además, desarrollar la patria y convertirla en la nación más prospera y poderosa de la región, para lo que me he preparado. Con esa ilusión inicial estudié Ciencias Agrícolas, en el Instituto Superior de Agricultura, hoy Universidad ISA-. Siendo estudiante de agronomía, entendí que profundizar en las Ciencias Económicas, conocer sus principios era imprescindible para mis objetivos. Luego descubrí, que con el cambio del paradigma, nuevos elementos se convirtieron en indispensables para la transformación social, al pasar de manu-facturar, a mente-facturar.
Gracias a Dios, el ISA poseía una increíble biblioteca, lo que me permitía profundizar mis conocimientos, era y sigo siendo, amante de la lectura. Al salir del ISA, pase a trabajar como Asesor en producción pecuaria. Meses después de graduarme, como en enero de 1983, conseguí pasar a San Pedro de Macorís, a laborar como Asesor en producción de Azucarera, en el Ingenio Consuelo, del Consejo Estatal del Azúcar, lo que me permitía asistir a la facultad de Economía de la Universidad UCE.
El Ingenio Consuelo fue una gran escuela, recuerdo que en una ocasión, en medio de una reunión de la administración, encabezada por un hombre extraordinario, trabajador, voluntarioso y honrado, Don Ricardo Hernández (Ricardito), con apenas unos 23 anos, luego de escuchar que se dejarían unos terrenos en descanso, , me puse de pies y propuse que porque mejor, no se sembraban de habichuela.
Mi alegato era, que la habichuela, como una leguminosa, además que era parte de la dieta diaria, era un cultivo que poseía en sus raíces una bacteria que poseían la cualidad que fijaban el nitrógeno del aire en el suelo, siendo el nitrógeno uno de los principales macro-nutrientes que demandaba la caña de azúcar. Con lo que mataríamos dos pájaros de un tiro; producir alimento para venderlo barato a la comunidad y fertilizar el suelo. Don Ricardo aprobó mi propuesta y me facilito todo su apoyo y los recursos necesarios. Y fue un éxito.
Imposible de esa época no mencionar al Colega y Jefe de Cultivo Ramón Vizcaíno (El gran Vicaz) extraordinario técnico, increíble ser humano. Mis compañeros Juan Olivo (Chucho), Federico de Jesús (Fede), Euclides Maldonado, José Ramírez EPD, Santo Tomas Núñez, Manuel Nivar, Aníbal Gómez, Eduardo Madera y otros.
En ese tiempo mis días, comenzaban a las 5 de la madrugada. Era responsable del cultivo de unas 40 mil tareas de caña, donde debía velar, para que recibieran sus debidas labores agronómicas; control de maleza a tiempo, con los insumos y dosis adecuada, control fitopatológico (control de insectos) y evitar o controlar problemas fitopatológico (enfermedades). Además, se me sumó, el cultivo de la habichuela unas 700 tareas, luego tenía que salir corriendo pues entraba a estudiar economía a las 5, y salía a las 10 PM. Bueno, cuando eso, terminé con una gastritis.
Estudiando Economía, pude comprender los cambios paradigmáticos macroeconómicos de la humanidad o evolución en su transformación económica; las denominadas Revolución Agrícola, y la Revolución Industrial, y sus peculiaridades. Fue una bendición las lecturas de los entonces llamados futurólogos. De la visión de los esperados cambios por-venir, la posteriormente llamada “Sociedad de la información” o
“cuarta revolución industrial”. La importancia de la Estadísticas para analizar eventos y proyectar. De las nuevas tecnologías que se visualizaban, de los cambios paradigmáticos, cuya dimensión y trascendencia eran no previsibles todavía, en eso llego el año 1985. Salí de la universidad, y Salí del país.
Llegue a la Republica Argentina, me inscribí en la facultad de Ciencias Económica de la Universidad de Buenos Aires. Eran los tiempos del gobierno del presidente Raúl Alfonsín, recuerdo la crisis con los carpintadas; que fue una facción del ejército argentino que se rebeló contra el gobierno y donde me ofrecí como voluntario, en el local que estaba en la Av. Callao de la Unión Cívica Radical para sumarme a las fuerzas civiles pro democráticas decididas a enfrentarlos.
Pase 5 años maravillosos en Buenos Aires. Donde además, tuve la oportunidad de participar en diversos cursos y seminarios de Ciencias Políticas conociendo más profundamente las diferentes corrientes de pensamiento sociopolítico. Geopolítica, comprendiendo diversas versiones sobre el origen de los principales conflictos. Lo que me llevo a estudiar investigación histórica para profundizar, en el Instituto Cultural General San Martin. Y filosofía para tratar de llegar a la fuente de la sabiduría; en su vertiente occidental. Lo que me llevo a la filosofía oriental, y la inmersión en los conceptos de la metafísica oriental, como sendero para la evolución espiritual, camino a la felicidad a través de alcanzar la paz espiritual, para conquistar la armonía y la paz mental. Guardo los mas lindos recuerdos de mis compañeros de estudios de esa época, incluyendo muy especialmente mis compañeros del Centro Cultural General San Martin y el Instituto Superior Mariano Moreno
Tuve la oportunidad de pasar al Brasil, con la idea de aprender portugués, y ampliar mis horizontes. Allá, recuerdo en Rio de Janeiro, comencé sentado frente a la playa de Copacabana a escribir mi primera novela; “De Creyentes y Terroristas”. . Luego escribí “El Secreto Taino”; Ensayo histórico sobre la Civilización Taina. Delirios Inconclusos; Poesía existencialista. “Pensamiento Político Contemporáneo”; Ensayo sociopolítico. Además de decenas de artículos que han aparecido en medios nacionales, de EEUU y Europa.
En el presente, iniciando la escritura de mi quinto libro, convencido de poseer una cosmovisión multidimensional del pensamiento y de la realidad sociopolítica y económica global, y siempre con la visión de servirle a mi país, he decidido aspirar a la presidencia de la Republica, para lo que he formado el Movimiento Patriótico Quisqueya Potencia. 2018.
La idea es convocar mi generación, con ella sumar las demás, para conquistar el poder, rescatar el país de la corrupción y la impunidad; y convertir la R. Dominicana en una potencia. En un Japón en el Caribe. Para lo que hemos estudiado los modelos desarrollistas de países que han erradicado la miseria y hoy son desarrollados, como Israel, Corea del Sur, Taiwan, Singapur. De la experiencia de estos países, es que hemos estructurado una propuesta de nación para desarrollar nuestra Quisqueya.
Motívate y súmate. Intentémoslo. Mejor fracasar por intentarlo, que pasar a la historia como una generación de cobardes, sin fe en el futuro de la patria, que no se atrevieron a organizarse para conquistar el poder, y enfrentar los retos que le tocaron en su era, y resolverlos para gloria de la patria. Y sobrepasar el deprimente y triste espectáculo de ver jóvenes apoyando políticos corruptos, traicionando su país, su familia y a ellos mismos.
La idea es crear una organización horizontal, y democrática. Basada en la auto organización. Así mismo, sin necesidad de que nadie te dirija ni mande, forma tu célula de apoyo al “Movimiento Patriótico Quisqueya Potencia” donde resida, con tres personas. Concientízalo de nuestra propuesta. Y que cada uno de ellos como los Trinitarios, formen también sus células de apoyo, sumando tres más. Y a convertirse en los defensores de su comunidad; “Voz de los que no tienen Voz”. Y guerrero de la patria. Y creadores de soluciones e impulsores de emprendimientos, convirtiéndose en “Ágoras de Desarrollo Local”; para contacto: proyectoquisqueyapotencia@gmail.com para que juntos hagamos realidad una Quisqueya potencia.
Que la visión de Duarte y el coraje de Sánchez, nos sirvan de guía. Aunque nadie puede volver atrás y hacer un nuevo comienzo, cualquiera puede comenzar a partir de ahora y crear un nuevo final. Viva Quisqueya!!

El autor es el presidente del nacionalista Partido Quisqueya Potencia

Publicar un comentario

0 Comentarios