google.com, pub-2595535997696350, DIRECT, f08c47fec0942fa0 La importancia de tener un buen aislamiento térmico en tu domicilio

La importancia de tener un buen aislamiento térmico en tu domicilio

La importancia de tener un buen aislamiento térmico en tu domicilio


Si cuentas con un hogar bien aislado puedes llegar a ahorrar hasta un 40% en tu factura de luz. Tan solo un 1% de las viviendas se encuentra en el nivel A, el excelente dentro del certificado de eficiencia energética, y cerca de un 15 % están entre el A y el D.Si quieres ahorrar en calefacción eléctrica  no dudes en comprobar el aislamiento de tu casa. Pasa mucho en las islas ya que allí no hay gas natural instalado Puede ser que tu factura sea tan elevada por ese motivo. Ya no tendrás que dar alta de gas natural para mejorar el clima de tu hogar, sigue leyendo y encontrarás los mejores trucos.


¿Cuál es el mejor forma de aislar tu hogar?

  1. Apostar por las ventanas de doble acristalamiento

Este tipo de aislamiento hace que sea mucho más fuerte y resistente y mantenga un clima mucho mejor dentro de la vivienda, acorde al momento del año en el que estemos.
Ya que aísla igual de bien el frío y el calor.
  1. Mejora el efecto aislante de suelos y techos

No es muy común pensar que por el techo y el suelo puede entrar frío, o escaparse el calor. Por eso si quieres pagar menos de luz y gas, lo que puedes hacer es cambiar los suelos de tu casa a madera. Pero tienes que tener en cuenta que el grosor importa, ya que una instalación de madera con grosor de 5 - 8 mm seria muy óptima, en el techo es conveniente hacerte con un aislante térmico de 8-18 cm, dependiendo de las características climáticas de la zona donde se ubica la vivienda.

  1. Cuidado con las rendijas de ventilación

Si tu casa cuenta con calefacción eléctrica, tienes que tener mucho cuidado con las rendijas de las cocinas y baños. Ya que por esos pequeños huecos se cuela el frío o el calor, destemplando tu casa.  Por culpa de estos hace que tu hogar varie en un par de grados.

  1. Escoger el mejor aislamiento térmico

Encontramos dos tipos de aislamiento térmico insuflado y el SATE. El primer tipo de aislamiento enmarcan desde el insuflado de celulosa, de lana de roca, de bolitas EPS hasta el proyectado de corcho natural. Todos ellos cuentan con las mismas garantías para la retención de la energía en el hogar. De la misma manera, el SATE (Sistema de Aislamiento Térmico por el Exterior) está más orientado a las fachadas externas de la vivienda.

Dependiendo del grado de aislamiento o de las necesidades lumínicas que precises, puedes escoger entre las dos opciones o instalar directamente ambas dos.

Atención a la domótica

Las aplicaciones domóticas ayudan a aislar y a reducir las facturas de electricidad. Sus sistemas de automatización permiten hacer muchos tipos de cosas, desde controlar la intensidad de la iluminación en el interior de tu casa en función de la luz natural que entra por el exterior hasta manejarla a partir de detectores de presencia.

De la misma forma, las persianas que funcionan por medios domóticos están conectadas también ayudan a que se aísle más tu casa. La posibilidad de que se pueda controlar desde cualquier punto permite aprovechar mejorar las horas de luz y el calor del sol, haciendo que se reduzcan los tiempos de consumo de calefacción y electricidad. Se suma también,  la capa de aire que se queda concentrada entre estas y la ventana ayuda a la correcta protección térmica.

Publicar un comentario

0 Comentarios