Redes

Previous
Next
  • LA BIBLIA EN LAS ESCUELAS ¿Y QUE TIENE DE MALO?

    Reporter: juan modesto Rodriguez
    Published: jueves, 18 de octubre de 2018
    A- A+

    Humberto Salazar






    ¨Instruye al niño en su camino. Y aun cuando fuere viejo no se apartará de el¨
    Libro de Proverbios 22:6.
    En mi caso particular soy de los que recibieron enseñanza bíblica obligatoria de parte de mis profesores de enseñanza básica, tanto en primaria como en secundaria, porque mis padres escogieron sin preguntarme, porque no tenían que hacerlo, uno de los pocos colegios fundados por las iglesias evangélicas en la capital de la República.
    Cada mañana todo el alumnado se reunía en el patio para hacer honor a los símbolos patrios, bandera e himno nacional, pero ademas, escuchar la lectura de una pasaje de la Biblia y participar de una oración a Dios que generalmente hacía uno de los maestros y algunas veces y por decisión propia alguna alumno de los que habían hecho profesión de fe.
    No recuerdo que nadie se haya negado nunca a participar en este tipo de acto, que alguno de nosotros haya sido afectado en sus creencias, muchos de los alumnos eran de familias de creencia católica romana, que haya habido exclusiones y muchísimo menos que esto nos marcara de tal modo que ahora, que después de ser hombres y mujeres esto nos haya hecho algún daño para el resto de nuestras vidas.
    Esa discusión sobre la pertinencia o no de aprobar una ley para obligar a que en las escuelas se lea la Biblia, lo que ha hecho es desenmascarar a un grupo de personas que vestidos con el traje de ¨avanzados¨, se quieren enganchar en el carro donde se niega una parte esencial de la cultura y creencias de los dominicanos, que por coincidencia, son los mismos que se han opuesto durante mucho tiempo a la definición de pertenencia a esta tierra que eta escrita en la Constitución.
    ¿A quién puede hacerle daño que se enseñe la Biblia en las escuelas?, pues absolutamente a nadie, pero los papagayos y ¨papagayas¨ del congreso y algunos partidos políticos, observan en ese tema uno mas para buscar titulares de periódicos, sin darse cuenta que con su actitud lo que traslucen es la falsedad de sus posiciones, que en este caso resulta en una negación de lo que da sentido, pertenencia y cohesión a la sociedad dominicana.
    Aquí no hay que entrar en detalles sobre lo que es cierto o no, al fin de cuentas las creencias religiosas no parten de conocimientos científicos sino de algo que se llama FE, y esto como muy bien define la misma Biblia en unas de las cartas del Apóstol Pablo: ¨es la certeza de lo que se espera, la convicción en lo que no se ve¨, es decir, algo que se cree porque parte de un convencimiento interno de cada ser humano contra lo cual no se puede ni se debe discutir.
    Lo que si es una verdad científica, demostrada en múltiples estudios a lo largo de todo el mundo, es que la religión es el mecanismo que buscamos los seres humanos para explicar nuestra existencia en esta tierra y la trascendencia que tenemos como lo mas perfecto de todo lo que habita el planeta, esto a su vez es lo que marca nuestro objetivo de vida como ser social y da cohesión a los grupos que conforman lo que llamamos naciones.
    En el caso de la República Dominicana, una parte fundamental de lo que nos explica como sociedad organizada, es la religión que heredamos de nuestros padres y ellos a su vez de los abuelos y así en forma infinita podemos viajar hasta nuestros ancestros, para llegar al dñia de hoy, donde formamos parte de los mas de mil millones de seres humanos que han asumido la religión y cultura judo-cristiana como parte íntimamente relacionada con su existencia.
    Entonces si esto es así, y es una verdad irrefutable porque sin tener que contarlos cerca del total de nuestra población es de confesión cristiana con todas las derivaciones que se puedan tener de lo que esta palabra significa, la enseñanza de la Biblia en las escuelas y colegios no es mas que una forma de dar cohesión y sentido de pertenencia a los niños y niñas dominicanos y dominicanas, frente al bombardeo constante que reciben de ideas que para nada se corresponden con lo que somos como Nación.
    En mi caso particular, defiendo absolutamente la enseñanza de la Biblia en las escuelas, no necesariamente como una forma de adoctrinamiento o convencimiento, a mis tres hijos les enseñe del libro sagrado de los judíos y cristianos, como hicieron mis padres para conmigo, y les di la libertad de escoger cuando crecieron si querían o no ser religiosos practicantes, ese es su derecho como ser humano, pero el de los padres es de transmitirles lo que aprendieron que es una forma de reafirmar su pertenencia a donde nacieron y a la sociedad a que pertenecen.
    Ademas, es mejor que aprendan de la Biblia antes que les enseñen que es algo normal la homosexualidad y el lesbianismo, que el ser ateo esta de moda y por eso hay que negar la existencia de Dios, que el uso de drogas narcóticas es algo ¨chulo¨ y que hay que probarlo todo, que sus mayores estaban equivocados en todo y por eso hay que salir de ellos, que el respeto a lo sagrado no tiene sentido porque eso es de fascistas o derechistas, en fin de que todo en la vida es relativo y nada inmutable por lo que ¨todo se vale¨.
    Menos mal que algún diputado de esos que nadie se acuerda puso el tema en discusión, pues esto sirvió para quitar algunas caretas de esas que se ponen algunos cuando entran a esa cámara donde utilizan las curules para la denuncia histriónica que solo busca un protagonismo vacío y sin sentido, solo que como algunas arañas esta vez quedaron enredados en su propia tela.

    Categoría:

  • Aún sin comentarios " LA BIBLIA EN LAS ESCUELAS ¿Y QUE TIENE DE MALO? "

Sociales y Eventos

Farándula

Variedadesnotitemas

Temas