Farándula

  • LA SOLEDAD DE ROSA DUARTE EN CARACAS ¡QUE FALTA HACE YOMAIRA!

    Reporter: Juan Modesto Rodriguez
    Published: domingo, 28 de enero de 2018
    A- A+



    Humberto Salazar 


    En el 205 aniversario del nacimiento del Padre de la Patria Juan Pablo Duarte, sobran las declaraciones, visitas con cara seria al parque Independencia, donde se encuentran los restos mortales de los Padres de la Patria, pero nadie recuerda una propuesta realizada el año pasado de la que fuera Presidenta de la Cámara de Diputados, Lucia Medina, de que una deuda no pagada que tiene el país con la familia Duarte y Diez.
    El tema de ir al rescate de los restos mortales de la hermana de Duarte, Rosa Duarte y Diez, fue un reclamo que realizó Yomaira en un acto donde se rindió homenaje a 38 damas distinguidas del país, actividad donde calificó como un acto de ¨olímpica irresponsabilidad¨ que el estado dominicano no haya repatriado los restos de quien fuera una figura clave en las acciones que derivaron en la proclamación de la independencia en 1844.
    Pero ademas dijo que esa inacción ¨debería darnos vergüenza a todos¨ y pidió al ¨pueblo a ponerse de pie¨ para devolver a la tierra en que nació en 1820 a la hermana del fundador de la República, es decir, una mujer de valía pidiendo que se devuelva a su lar nativo a otra mujer que hace casi dos siglos puso corazón, alma, vida y bienes al servicio de la Patria que la vio nacer.
    En nuestro caso tenemos necesariamente que recordar ese acto, al cual fuimos gentilmente invitados, porque es un ejemplo de como uno de los mas serios problemas que tenemos como país es darle continuidad a las acciones de estado y la forma en que se sigue marginando a la mujer en la República Dominicana en esta sociedad donde el machismo es lo que prima y la exclusión por genero es la norma.
    Tenía que llegar una mujer a un lugar preeminente, como es la presidencia de la cámara de diputados, para que se señalara con el dedo acusador a toda la sociedad dominicana, incluyendo a todos los que claman a Duarte cada año al llegar la fecha de su nacimiento, sobre el abandono de los restos de su hermana Rosa, muerta de disentería en Caracas en 1888, lo que es una prolongación del destierro a que fue sometida toda su familia al ser el estandarte de la lucha por nuestra libertad.
    Y es que Rosa Duarte fue un valor fundamental no reconocido, claro por ser mujer, en los acontecimientos que dieron a luz a la República Dominicana, de los apuntes contenido en su diario, se puede entender que ella era participe de la conspiración y poseedora de los secretos de los que conspiraban para expulsar a los haitianos que invadieron parte española de isla en 1822.
    Es ella la que con sus manos convierte las planchas de plomo que había en el almacén propiedad de su padre en balas para usarlas en las armas de los independentistas, su papel fue trascendental y sin embargo ha sido una gran olvidada por los historiadores, probablemente su pecado principal fue ser mujer.
    En su libro ¨Mujeres de la Independencia¨ el historiador Vetilio Alfau Duran describe a Rosa Duarte de la forma siguiente:


    ¨Como lo revela palpitantemente en sus Apuntes y en sus cartas, conservó siempre en su corazón un ardiente amor al suelo donde se meció su cuna, por cuya libertad derramó amargas lágrimas, sufrió persecuciones, perdió sus bienes, sufrió destierro perpetuo en unión de su madre, de sus hermanas, hermanos y sobrinos, y perdió las iluciones de su juventud al perder su novio, acosado y perseguido y al fin fusilado junto a las tapias del cementerio de El Seibo, donde se meció la cuna de su madre, el 11 de abril de 1855.


    Transida el alma de dolores sin cuento, pobre y anciana, murió lejos de su Patria, en Caracas, el 26 de octubre del año 1888.

    Mujer extraordinaria por la generosidad de su espíritu, por su amor a la Patria y por su devoción a la causa santa que encarnó su hermano, el mármol la reclama. Debe vivir en él, como vive pal- pitante en el agradecido corazón del pueblo por cuya felicidad hizo las más bellas ofrendas.¨
    Solo que el pedido de hacer justicia a esta mujer extraordinaria, realizado por otra mujer comprometida con el bienestar de su pueblo como es la Diputada de San Juan, Lucía Medina, cayó en el saco del olvido por la falta de continuidad de la gestión de esta en la presidencia de la cámara de diputados al ser sustituida en una acción machista de un partido de machos como es el de la Liberación Dominicana.
    Otros tendrán que tomar el testigo y asumir la responsabilidad de realizar el acto de reconocimiento que sería el regreso a su tierra de quien se llamó Rosa Duarte y Diez, a ver si de una vez y por todas comenzamos a enmendar los errores y desaires que hemos cometido olvidando a un grupo de mujeres que han sido fundamentales en la historia de la República.
    Mientras tanto solo tenemos que añorar a Yomaira y su paso ejemplar como presidenta de la cámara de diputados, que nos recordó en un acto memorable la deuda pendiente que tenemos como nación con Rosa Duarte, ojalá que el próximo año, cuando celebremos el 206 aniversario del nacimiento del llamado ¨Cristo de la Libertad¨, sus restos reposen cerca en el Panteón Nacional, muy cerca de donde nació en 1820.

    Autor del artículo: 







    Categoría:

  • Aún sin comentarios " LA SOLEDAD DE ROSA DUARTE EN CARACAS ¡QUE FALTA HACE YOMAIRA! "

Recomendar