miércoles, 6 de diciembre de 2017

Un concesionario de vehículos de Dallas resuelve cargos por anunciar términos de venta y leasing de manera engañosa

No hay comentarios :

En la demanda de la FTC se alega que algunos términos importantes de los anuncios publicados en idioma español se revelaron solo en inglés y en la sección de letra chica en la parte inferior de los anuncios publicitarios
Cowboy AG, LLC, una compañía de Dallas, Texas, en ejercicio del comercio bajo los nombres Cowboy Toyota y Cowboy Scion (Cowboy Toyota), ha aceptado resolver los cargos entablados por la Comisión Federal de Comercio (FTC, por su sigla en inglés) por haber anunciado términos de préstamo y leasing de manera engañosa en sus anuncios publicados en un periódico regional en idioma español.
La orden administrativa propuesta para resolver los cargos de la Comisión le prohíbe a Cowboy Toyota infringir la Ley de la FTC, la Ley de Veracidad en las Operaciones de Préstamo (Truth in Lending Act, TILA), y la ley que regula las operaciones de leasing de los consumidores llamada Consumer Leasing Act (CLA) en el futuro.
En la demanda administrativa de la FTC se acusa a Cowboy Toyota de publicar anuncios en español en página completa declarando que los consumidores podían comprar o lease un vehículo con ciertos términos favorables que estaban revelados prominentemente en español , con limitaciones  a esos términos redactados solamente en la letra chica en inglés en la parte inferior de los anuncios a toda página. En la demanda se alega que los concesionarios infringieron las disposiciones de la Ley de la FTC tergiversando varias declaraciones, incluyendo:
  • No se requiere pago inicial;
     
  • Los pagos mensuales bajos anunciados estaban disponibles para los consumidores que financiaran sus compras.
     
  • Las tasas de interés, pagos mensuales y otros términos anunciados estaban disponibles para los consumidores con historiales de crédito negativos; y
     
  • Determinados vehículos nuevos Toyota 2016 estaban disponibles para la compra cuando se publicaron los anuncios en el 2017.
Según la FTC, las declaraciones equívocas de Cowboy Toyota con respecto al costo de comprar o adquirir carros en la modalidad leasing, las calificaciones o restricciones para financiar o adquirir carros en la modalidad leasing y la disponibilidad de los carros constituyeron una infracción a las disposiciones de la Ley de la FTC. El concesionario también omitió revelar toda la información de los términos de crédito y leasing de manera clara y destacada como lo requiere TILA o CLA cuando se promueven ciertos términos claves, como los pagos mensuales, en violación de las disposiciones de Ley TILA y la Ley CLA.
La orden de acuerdo propuesta para resolver los cargos de la FTC garantizará que Cowboy Toyota no vuelva a incurrir en el futuro en la conducta engañosa alegada en la demanda de la Comisión. Primero, la orden le prohíbe al concesionario tergiversar el costo de financiar o comprar un vehículo, incluyendo aquellos términos relacionados con el monto o porcentaje del precio total necesario para cubrir el pago inicial, la cantidad de pagos requeridos a lo largo del término total de la financiación y el monto de cualquier pago u obligación de repago a lo largo del término del préstamo, incluyendo cualquier pago global.
Asimismo, la orden le prohíbe a Cowboy Toyota tergiversar el costo de adquirir un vehículo en la modalidad lease, incluyendo el monto total pagadero al comienzo del lease, el pago inicial requerido, el cargo de adquisición y cualquier otros pagos requeridos al principio del lease y el monto de todos los pagos a lo largo del término del acuerdo de lease. La orden también establece que el concesionario debe representar de manera precisa todas aquellas calificaciones o restricciones aplicables a los consumidores para poder obtener los términos de financiación o lease que les sean ofrecidos, incluyendo aquellas restricciones basadas en su historial de crédito.
La orden también establece que Cowboy Toyota debe revelar en sus anuncios todos los términos de financiación y lease de manera clara y destacada, como así también todas las calificaciones o restricciones relacionadas. Además, la orden establece que en el caso probable de que la mayoría de los consumidores no cumpla con los requisitos para acceder a la tasa anunciada para el crédito, el concesionario debe revelar ese hecho de manera clara y destacada.
La orden le prohíbe a Cowboy Toyota tergiversar la cantidad de vehículos, marcas o modelos disponibles para la compra o leasing, y les impide infringir las disposiciones de la Ley TILA y la Regulación aplicativa Z estableciendo la obligación de efectuar revelaciones claras y destacadas con respecto a la variedad de términos de compra o lease, incluyendo el porcentaje de cualquier pago inicial requerido, el monto de cualquier pago, el monto de cualquier cargo financiero, los términos de repago del préstamo y la tasa porcentual anual (APR) relacionada con el préstamo.
La orden le exige a Cowboy Toyota el cumplimiento de Ley CLA y la Regulación aplicativa M prohibiéndole incurrir en publicidad engañosa de operaciones de lease y exigiéndole que revele de manera clara y destacada en todos los anuncios una variedad de hechos, incluyendo que el trato anunciado es un lease, el monto total adeudado al momento de la entrega, la cantidad y fechas de los pagos programados y si se requiere o no el pago de un depósito de seguridad.
El resultado de la votación de la Comisión para expedir la demanda administrativa y para aceptar el acuerdo por consentimiento fue 2-0. En breve, la FTC publicará una descripción del conjunto de medidas del acuerdo por consentimiento en el Registro Federal. El acuerdo estará sujeto a comentarios públicos por un plazo de 30 días contado a partir de hoy y hasta el 2 de enero de 2018, luego de cumplido dicho plazo, la Comisión decidirá si la orden de consentimiento propuesta adquirirá carácter final. Las partes interesadas pueden presentar comentarios electrónicamente de acuerdo a las instrucciones indicadas en la sección de avisos en la parte que dice “Invitation to Comment” bajo “Supplementary Information”.
NOTA: La Comisión presenta una demanda administrativa cuando existe una "razón para creer" que la ley ha sido o está siendo violada, y cuando la Comisión considera que el procedimiento es de interés público. Cuando la Comisión expide una orden por consentimiento de carácter final, posee fuerza de ley con respecto a las futuras acciones. Cada infracción a cada una de estas órdenes puede ser sancionada con una multa administrativa de hasta $40,654.
La Comisión Federal de Comercio trabaja para promover la competencia y proteger y educar a los consumidores. Usted puede aprender más sobre los temas de interés de los consumidores y presentar una queja de consumidor en internet o llamando al 1-877-FTC-HELP (382-4357). Haga clic en la opción “me gusta” la FTC en Facebook, “síganos” en Twitter en @LaFTC, lea los artículos de nuestro blog y suscríbase a los comunicados de prensa para acceder a las noticias y recursos más recientes.

No hay comentarios :

Publicar un comentario